Viernes 09 de diciembre 2022 Contacto

Alertas sobre la pérdida de audición caen en oídos sordos




22/11/2022 - 09:21:09

DW.- Casi una cuarta parte de los jóvenes adultos escuchan música a niveles tan excesivos que corren el riesgo de quedarse sordos, según un estudio publicado la semana pasada.

"Nuestro estudio muestra que las prácticas auditivas inseguras son comunes entre los jóvenes, lo que puede poner a más de mil millones de jóvenes en riesgo de desarrollar una pérdida de audición permanente", explica a DW la autora del estudio, Lauren Dillard, becaria postdoctoral de la Universidad de Medicina de Carolina del Sur.

"Lapérdida de audición inducida por el ruido es irreversible, y debemos aplicar estrategias para prevenirla", añade.

1.000 millones de jóvenes corren el riesgo de sufrir daños auditivos

El estudio, publicado en BMJ Global Health, incluye una revisión sistemática y un metaanálisis. Los autores evaluaron 33 estudios relacionados con la exposición al ruido en los que participaron más de 19.000 personas de entre 19 y 34 años.

"Definimos la escucha insegura en términos de la intensidad del sonido y la duración de la exposición al ruido. Cualquier dispositivo acoplado a unos auriculares que supere los límites permitidos para una escucha segura puede suponer un riesgo para las personas", afirma Dillard.

Extrapolando los datos a la población mundial, el estudio estima que más de mil millones de personas en todo el mundo corren el riesgo de desarrollar problemas de audición por sus hábitos de escucha.

Todas las edades corren el riesgo de sufrir daños auditivos

Aunque el estudio se centra en los riesgos para los jóvenes, las investigaciones sugieren que personas de todos los grupos de edad corren el riesgo de sufrir daños auditivos por sus hábitos de escucha.

El riesgo de pérdida de audición depende del volumen, la duración y la frecuencia de la exposición al ruido. La gente suele escuchar audio de hasta 105 decibelios y los niveles sonoros medios en los locales de ocio oscilan entre los 104 y los 122 decibelios. Según las directrices de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la exposición al ruido a estos volúmenes incluso durante 10-15 minutos a la semana supera los niveles de escucha seguros.

"Es importante dar prioridad a la prevención de la pérdida de audición en todas las edades, pero es especialmente importante reducir la pérdida de audición en las primeras etapas de la vida para que no progrese y empeore con el tiempo", afirma Dillard.

¿Son los dispositivos modernos los culpables?

Ya desde los años 50, la gente se ha preocupado por los efectos de la música alta, así que ¿qué ha cambiado ahora? ¿Son los dispositivos y los conciertos más ruidosos que antes?

Según Dillard, no es tanto que la música haya subido de volumen, sino que ha aumentado la disponibilidad de dispositivos de audio y el tiempo que uno se dedica a escucharlos.

"Los teléfonos inteligentes son muy comunes ahora en todo el mundo, lo que significa que más personas pueden estar expuestas a la música alta", dijo.

Linda Ballam-Davies, portavoz de Hearing Australia, el mayor proveedor de servicios auditivos financiado por el gobierno del país, destacó cómo los cambios en la tecnología y la conciliación de la vida laboral y familiar están influyendo en los hábitos de escucha.

"Los dispositivos de audio están cada vez más extendidos en la sociedad durante la última década con la comodidad de la conectividad Bluetooth. El aumento del número de personas que trabajan desde casa también ha contribuido potencialmente a aumentar las tasas de uso de auriculares", dijo a DW.

Noticias Recientes de Temas

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2022