Miércoles 26 de enero 2022 Contacto

Huarachi, el cobista que supo mover la cintura entre Morales, Añez y Arce




02/12/2021 - 07:18:48

Página Siete.- En la crisis de 2019, el secretario ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB), Juan Carlos Huarachi, pidió la renuncia del entonces presidente, Evo Morales. En 2020, recibió el aval del gobierno de Jeanine Añez para ampliar su mandato y este año marchó en defensa del gobierno del presidente  Luis Arce y amenazó con “nacionalizar” las empresas de Santa Cruz.

Quienes lo conocen indican que Huarachi, en sus inicios como dirigente, se mostraba comprometido con su rol como representante obrero. En cambio, en la actualidad, observan un giro  porque tiene un discurso “evista”, desfila junto a dirigentes del oficialismo y hasta defiende el denominado proceso de cambio.

Tres exejecutivos cobistas cuestionaron su  accionar  y consideraron que su gestión ya no goza de legitimidad, dado que  “ocupa el cargo porque tiene el aval del gobierno de turno”.

Pero ¿quién es Juan Carlos Huarachi, el  dirigente que causa polémica y fue declarado persona no grata por el concejo de Santa Cruz? Desde su terruño, cuentan que el máximo ejecutivo de la COB surgió de las bases de los trabajadores de la Empresa Minera Huanuni, la cual se ubica en el departamento de Oruro.

Su carrera sindical comenzó en ese municipio, donde fue dirigente del Sindicato de Trabajadores Mineros y desde donde  llegó presidir la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia (Fstmb) y la Central Obrera Departamental.

En febrero de 2018, en un ampliado de la COB en Santa Cruz, Huarachi fue electo como Secretario Ejecutivo. En su primer discurso, aseguró que su prioridad sería el respeto a los derechos de todos los trabajadores. “Vamos a construir el pliego único de la COB y tratar el incremento salarial, eso de entrada es un trabajo de prioridad”, expresó.

Sin embargo, su gestión se destacó desde un principio, según los exejecutivos Jaime Solares, Guido Mitma y Simón Jaliri, por su estrecha relación con los gobiernos de turno, primero con el de Morales, luego con el de Añez, que avaló  su continuidad como dirigente, y ahora con el gobierno de Arce.

El 10 de noviembre de 2019, horas antes de que Morales hiciera pública su renuncia a la Presidencia, Huarachi le pidió que deje el cargo para pacificar el país. Cuatro meses después, en  marzo de 2020, el entonces viceministro de Trabajo y exdirigente de la COB, Vitaliano Mamani,  informó que el gobierno de Añez reconoció la ampliación de mandato de Huarachi y de todo el comité ejecutivo de la COB hasta el 24 de febrero de 2022.

“Reconocer la Ampliatoria de Mandato y Declaratoria en Comisión del Comité Ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (…) por el lapso de dos años computables a partir del 25 de febrero de 2020 al 24 de febrero de 2022”, señala el único artículo de la resolución del Ministerio de Trabajo.

Ya en el gobierno de Arce, dos meses después que éste asumiera el mando, el 22 de enero, Huarachi ratificó su respaldo al Ejecutivo. En la denominada caravana “por la patria”, que se realizó entre el 23 y 29 de noviembre, marchó al lado de Morales, organizador de la movilización para dar apoyo y defender a Arce.

En la concentración, luego de la llegada de la columna, Huarachi amenazó: “Somos los nacionalizadores y vamos a nacionalizar todas las industrias y empresas en Santa Cruz, compañeros, que no nos provoquen, ¡carajo!”.

Tras la ola de críticas, ayer el dirigente dijo que lo malinterpretaron porque no se pueden nacionalizar empresas bolivianas.

El exejecutivo de la COB Guido Mitma expresó que la “actitud parcializada y politizada” de Huarachi preocupa. “Tiene un discurso totalmente evista, no puede seguir así don Juan Carlos Huarachi. Ni siquiera fue parte de la lucha para abrogar la Ley 1386. Él debe hablar el discurso del proletariado y dejar ese lado politiquero”, afirmó.

Para el exejecutivo de la COB Jaime Solares, Huarachi “es una vergüenza”. “Simplemente está pensando en sus intereses”, expresó antes de indicar que Huarachi forma parte de un grupo de dirigentes que “han sido unos serviles y le rinden pleitesía como si las roscas del MAS trabajarían para los trabajadores”.

Este medio buscó contactarse con Huarachi para conocer su postura, pero no respondió las llamadas a sus números de celular.

Noticias Recientes de Historias

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2022