hoybolivia.com/movil
2020-08-06
Destacadas


Hay siete personas que deciden en el Gobierno transitorio de Áñez


08/12/2019 - 08:31:40
Opinión.- La beniana Jeanine Áñez es la presidenta transitoria de Bolivia, pero hay otras seis personas que manejan el Gobierno nacional.

El gabinete de ministros de Áñez, según fuentes cercanas al actual Gobierno, responde a políticos que tienen cercanía entre sí. Juntos tomaron decisiones para determinar quiénes estarían a la cabeza de los ministerios, además de otros cargos importantes, como en las empresas estratégicas nacionales.

Entre los de mayor influencia en la actualidad están Ernesto Suárez, dirigente del Movimiento Demócrata Social (Demócratas); la presidenta Áñez, quien antes de llegar a la Presidencia fue senadora de Unidad Demócrata (UD); Yerko Núñez, también fue senador de UD; Rubén Costas, gobernador de Santa Cruz y líder de Demócratas; Arturo Murillo, quien fue senador de UD; el senador Oscar Ortiz, líder de la alianza Bolivia Dice No; y el cívico cruceño Luis Fernando Camacho.

Evo Morales renunció el 10 de noviembre a la Presidencia. Áñez, opositora a Morales, asumió el cargo el 12 de noviembre, luego de las renuncias y ausencias de las autoridades que, por Constitución deberían ocupar la silla presidencial.

El 13 de noviembre, Áñez posesionó a 11 ministros y en los días siguientes a los demás. Luego, el 3 de diciembre, entre la veintena de autoridades del gabinete, hizo tres cambios.

Quienes encabezan las decisiones son, en buena parte, demócratas de la línea de Bolivia Dice No, sigla con la que Oscar Ortiz participó de las elecciones de octubre como candidato a la Presidencia. Entre quienes fueron incluidos en el entorno cercano de la Presidenta, también están aquellas personas que estuvieron movilizadas, respaldando los pedidos de alejamiento de Morales. Las autoridades apuntarían a un Gobierno técnico.

JEFE POLÍTICO

Áñez responde al beniano Ernesto Suárez, su jefe político. Él fue Gobernador de Beni, lo procesaron por una denuncia de ganancias ilícitas. Estuvo en la cárcel. De acuerdo con las fuentes del entorno del Gobierno, Suárez estaría a cargo del tema político; también recomendó a la ministra de Medio Ambiente y Agua, María Elva Pinckert.

También es de confianza de Suárez el ministro de Energías, Álvaro Guzmán, quien fue diputado uninominal por Unidad Demócrata (UD) en la Circunscripción 58, en Beni. Además, es ganadero y dirigente político.

Se suma a este grupo Álvaro Coimbra, de Justicia y Transparencia. Fue parlamentario de Unidad Demócrata (UD) por el departamento de Beni.

Es abogado. Entre otros cargos, fue asesor del Concejo Municipal de Trinidad, director de Coordinación de Justicia del Beni y director procesal de la Gobernación.

TRANSITORIA

La Presidenta transitoria habría decidido directamente por el Ministerio de Comunicación y el de Culturas y Turismo. En Comunicación está Roxana Lizárraga.

La ministra de Culturas y Turismo es Martha Yujra, y sería, a su vez, recomendada por la Alcaldesa de El Alto. Yujra es dirigente gremial y ejecutiva de la Central Obrera Regional (COR) de El Alto contestataria, puesto que existe otra afín al Movimiento Al Socialismo (MAS). Ella también fue candidata a diputada por Bolivia Dice No, según ERBOL.

DOS ÁREAS

Un tercer personaje influyente es el beniano Yerko Núñez. Fue senador y antes también alcalde de Rurrenabaque. Es desde el 3 de diciembre Ministro de la Presidencia. Inicialmente, Áñez lo posesionó como titular del Ministerio de Obras Públicas, Servicios y Vivienda.

Se conoció que Núñez está a cargo de las áreas de planificación e hidrocarburos en el gabinete; por lo que habría elegido a Víctor Hugo Zamora como ministro de Hidrocarburos y a Carlos Díaz como ministro de Planificación del Desarrollo.

LÍDER DEMÓCRATA

Un cuarto actor en la toma de decisiones sería el cruceño Rubén Costas, quien está a cargo del área de economía y finanzas.

Se le atribuye las decisiones para que José Luis Parada sea el ministro de Economía y Finanzas Públicas. Parada estuvo antes a cargo de la Secretaría de Finanzas de la Gobernación de Santa Cruz, durante 15 años, y en los años recientes fue asesor general en el misma institución departamental.

SEGURIDAD Y SALUD

El cochabambino Arturo Murillo destaca entre las autoridades influyentes en el Gobierno de transición. Está a cargo del las áreas de seguridad y también salud.

Murillo fue senador, y ahora es Ministro de Gobierno. También fue diputado plurinominal por Unidad Nacional (UN) en 2005 y vocero del mismo partido. Se dedica a la actividad hotelera, fundó la Asociación de Hoteleros del Trópico de Cochabamba. En la actualidad, como ministro, se da la tarea reencontrar al exministro de la Presidencia Juan Ramón Quintana y aprehenderlo.

El peso de Murillo llega desde la alianza con Ortiz y su apoyo en la campaña del frente Bolivia Dice No para las elecciones del 20 de octubre. Se supo que es “el brazo derecho y asesor político” de Ortiz.

Con la confianza en la elite política actual, Murillo fue quien llevó a Aníbal Cruz como Ministro de Salud. Cruz fue presidente del Colegio Médico de Bolivia.

CANDIDATO

Entretanto, el cruceño Oscar Ortiz, excandidato a la Presidencia, tendría tuición en varios cargos, como uno de los actuales asesores de la Presidenta. Ortiz habría puesto en el cargo de ministro de Trabajo, Empleo y Previsión Social está el demócrata Oscar Mercado, quien era el candidato a primer diputado plurinominal por su alianza, en Cochabamba.

Mercado, desde el 27 de noviembre, ocupó el cargo de manera interina, y es titular del cargo desde el 3 de diciembre. Es abogado, fue asambleísta departamental en Cochabamba y también trabajó en la Alcaldía de la misma ciudad.

Murillo, Cruz y Mercado son los únicos ministros cochabambinos.

LOS CÍVICOS

Un séptimo personaje importante es el cívico cruceño Camacho, de quien habría dependido la designación de Jerjes Justiniano como Ministro de la Presidencia, aunque luego fue reemplazado por Núñez, el 3 de diciembre. Hace un par de semanas Justiniano reconoció que su llegada al gabinete de Áñez fue: “Un aporte y el habernos brindado a colaborar por parte de del movimiento cívico”, según Página Siete.

También aclaró que no tenía ninguna relación política con Áñez, “además e haber tenido un vínculo e carácter profesional con ella hace años”.

Justiniano es asesor jurídico de Camacho. Pero, también fue abogado de una de las partes en el polémico caso de La Manada, en el que un grupo de jóvenes violó a una joven de 18 años en Santa Cruz; lo que influyó en su alejamiento.

El ministro de Defensa, el paceño Luis Fernando López, seria otra de las cuotas de Camacho. En la página de internet del Ministerio de Defensa se expone que la actual autoridad es exmilitar, comunicador social y empresario. Tiene carrera como subteniente de Armas, Caballería y paracaidista militar. “Proviene de una familia de tradición militar y política, su padre Luis Fernando López Bacigalupo, es General de División del Servicio Pasivo (Ejército) y su abuelo Rubén Julio Castro, (fue) Vicepresidente de la República de Bolivia”.

Durante las movilizaciones que derivaron en la salida de Morales. Junto a Camacho sobresalló el presidente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Marco Pumari. Él habría sugerido al ministro de Deportes, Milton Navarro, también de Potosí.

HAY MÁS

A la lista de personas influyentes en el gabinete de ministros de Áñez se suma el senador Oscar Montes, quien fue aliado de Bolivia Dice No y es uno de los principales opositores de Evo Morales en el Chaco. Habría avalado la designación del ministro de Desarrollo Productivo y Economía Plural, Wilfredo Rojo, quien fue presidente de la Cámara Nacional de Exportadores.

Por otro lado, la ministra de Relaciones Exteriores, Karen Longaric, no tendría alguna afinidad política conocida.

El ministro de Desarrollo Rural y Tierras, Samuel Ordóñez, sería cuota del Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq). Ordoñez es un disiente del partido de Morales.

Nadia Beller, excandidata del MAS en las elecciones generales, confirmó esa información durante una entrevista con el periodista Carlos Valverde.

Entretanto, Fernando Huallpa es el Ministro de Minería y Metalurgia. Se trata de un minero cooperativista, quien, durante los días de movilizaciones contra el expresidente Evo Morales, fue uno de los líderes en el departamento de Potosí.

Como ministra de Educación fue posesionada Virginia Patty Torres. Es abogada de profesión y tiene doctorados en Ciencias y Humanidades. Es docente de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA), de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) y de la Academia Nacional de Policías (Anapol). Fue Fiscal adjunto del Distrito de La Paz, según detalló La Razón.

Por otro lado, con los cambios realizados en días recientes, ingresó al gabinete Iván Arias, como ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda.

El analista ocupa el cargo en reemplazo de Núñez. Volvió a la administración pública después de 17 años, entonces ocupó la Dirección del Viceministerio de Participación Popular, bajo el Mandato del entonces adenista Jorge “Tuto” Quiroga (2001-2002). Anteriormente, militó en el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y tuvo acercamientos con el Movimiento Bolivia Libre (MBL).

Contenido Recomendado

La Paz se prepara para rastrillaje masivo con la entrega de más de 100 mil kits de medicamentos

Cívicos provinciales anuncian que saldrán a desbloquear las carreteras si el Gobierno no toma acciones

Presidente de YPFB dio positivo a COVID-19 y se aísla


Siguiente Nota