Viernes 30 de julio 2021 Contacto

La covid se lleva la vida de más de 50 bebés y niños este año




20/06/2021 - 09:16:59

Página Siete.- Cuando  el coronavirus llegó al país, se creía erróneamente que los menores corrían menos riesgo que los adultos. Sin embargo, los datos contradicen ese resquicio de esperanza. Este año, la Covid-19 acabó con la vida de más de 50 bebés, niñas y niños en cinco departamentos.

Óscar (nombre ficticio) de cuatro años fue la primera víctima infantil del virus de este año. Su deceso se registró en enero  en la comunidad de Perotón, en la provincia de Marbán del Beni. La fiesta familiar para recibir el Año Nuevo,  en la que presumen que el menor contrajo coronavirus, terminó en tragedia.

La directora del Hospital Materno Infantil Jesús Vargas de Trinidad, María Antonia Costales, cuenta a Página Siete que el caso del pequeño Óscar se complicó por otras patologías: “Tenía todo mal el pobre niño”, recuerda.

La tarde del 4 de enero, Óscar jugaba con otros niños en el patio de su casa cuando empezó a sentirse mal y una fiebre lo dejó postrado en cama. Sus padres lo llevaron  Hospital Materno Infantil por la rapidez con la que decaía su salud.

El primer diagnóstico estableció que el menor tenía artritis séptica porque una de sus piernas estaba hinchada. La primera prueba rápida para Covid- 19 dio negativa pero  una PCR confirmó que era portador del virus.

Después de otros análisis se detectó que Óscar también tenía dengue. Después de siete días de permanecer internado en la unidad de terapia intensiva, el frágil cuerpo del pequeño no resistió y perdió la batalla por “falla multisistémica”. “No se sabía si fue primero el dengue o la Covid, pero todos sus males se manifestaron al mismo tiempo”, lamenta  Costales.

Días después, el 13 de enero, una niña de dos años perdía la vida a causa de  coronavirus en  ese nosocomio. Y  en febrero, otro niño de año y medio también falleció a causa de complicaciones del virus. Ninguno de ellos presentaba enfermedad de base.

Cifras que duelen

Desde enero hasta la primera de quincena de junio, más de 50 bebés, niños y niñas fallecieron a causa de coronavirus, según el reporte de cinco servicios departamentales de salud (Sedes).

Santa Cruz registra la cifra más alta. En 2020, durante la primera ola, el Sedes de esa región no confirmó niños fallecidos con el virus, pero de enero a mayo de este año  39 menores  perdieron la vida, de acuerdo con el reporte del Hospital Materno Infantil.

El Sedes La Paz en el 2020 lamentó la pérdida de tres menores a causa de la Covid-19.  Este año se reportó el deceso de un niño con la aclaración de que  los datos regionales aún no están unificados.

El año pasado, en Cochabamba no hubo menores fallecidos, en cambio esta gestión se lamentó el deceso de  tres niños. En Beni cuatro menores -de tres meses, de año y medio, de dos y cuatro años- fallecieron por el virus este 2021.

El Sedes Tarija registra el deceso de un menor. Mientras que el Sedes Oruro de un neonato en 2020 y de un niño en 2021.

Riesgo en bebés

El más reciente  deceso de infante se confirmó en Trinidad. Se trata de un bebé de tres meses que fue contagiado por su madre y que tuvo que ser intubado. No podía respirar y el virus se propagó a sus pulmoncitos hasta que su vida se apagó, informó  el director del Sedes Beni, Juan Carlos Sakamoto.

Sus dos hermanos mayores, de seis y siete años, también positivos, no presentaron síntomas. “Generalmente son recién nacidos y bebés de meses los más afectados. Los contagios son  graves y delicados en recién nacidos, por lo que hay que extremar cuidados”, recalca Sakamoto.

Contagios en entorno familiar

La muerte de una niña de seis años en Santa Cruz conmovió al  director del Hospital del Niño Mario Ortiz, Herlan Lastra, uno de los médicos que atendió ese caso registrado en febrero.

Cuenta que la pequeña ingresó a ese centro con un diagnóstico de abdomen agudo que afectó a su sistema respiratorio. Inmediatamente fue intervenida quirúrgicamente para salvarle la vida. Al concluir el procedimiento  llegaron los resultados de laboratorio que confirmaban que la niña era positiva a Covid-19.

“Después de haber sido operada por otras patologías asociadas llegó la confirmación de que era una paciente con coronavirus”, dijo el anestesiólogo Lastra.

Pese a la cirugía, la niña presentó una “falla multiorgánica” que empezó en sus pulmones y se extendió a todo su organismo a causa del covid. Al décimo día de su internación perdió la batalla.

Su padre era positivo, por lo que se presume que fue él quien contagió a su hija. Para Lastra el entorno familiar de los menores es clave en la prevención de la pandemia, ya que los niños no salen de sus domicilios, por lo que, insiste, si se contagian es por sus padres.

“Lastimosamente los padres son los culpables. Los niños no salen solos de sus casas, son sus padres los que llevan el virus a su hogar”, lamenta Lastra. Añade que “con las nuevas cepas ha mutado tanto el virus que no da tiempo para actuar. En la primera ola se podían detectar mediante los síntomas, pero  la tercera ola el virus ataca directamente a los pulmones y cuando buscan atención médica todo ya está complicado”, asegura en referencia a los menores contagiados.

Pequeños guerreros

Hay también, en este panorama,  cientos de casos de niños que logran superar la Covid-19.  Recientemente, en Cochabamba seis menores de ocho a 14 años y un bebé de cinco meses –todos de un mismo círculo familiar- vencieron al coronavirus.

El 27 de mayo,  Adriana B., de 14 años, presentó síntomas de resfrío, a los dos días su padre de 45 años también enfermó y su salud fue decayendo porque se le dificultada respirar y la fiebre no cesaba. En menos de una semana los cinco miembros de la familia se contagiaron. Todos recibieron tratamiento domiciliario debido a la saturación de los hospitales.

“Me sentía muy mal. No tenía olfato, me dolía la cabeza y no tenía fuerzas para nada. Mi esposo estaba mucho peor. Contratamos a un médico y nos hizo seguimiento y a las dos semanas fuimos mejorando”, relata Carolina, la madre que vive con su familia en la zona Mayorazgo.

La segunda semana de junio se enteró que la familia de su cuñado también enfermó con el virus. De los tres hijos, el del medio (12 años) fue internado en el Hospital Albina Patiño porque presentaba dificultad respiratoria y fiebre alta.

Ambas familias aseguran que tomaban “medidas extremas” para evitar contagios. Sin embargo, tras el contagio múltiple, detectaron la causa. “Antes del Día de la Madre mi sobrina vino a la casa y se quedó a dormir y ella había estado en contacto con casos de coronavirus.   Su mamá (su cuñada) no nos contó  por miedo a lo que le podríamos decir. Eso fue lo peor”, explica Carolina.

Hace una semana, los ocho niños, el bebé y los seis adultos vencieron al coronavirus. El pequeño de 12 años ya fue dado de alta. “Ahora sé que hay que cuidar más a los niños; ellos corren más peligro”, dice la madre.

Santa Cruz y La Paz, con más casos: Más de 10.000  contagios infantiles en la pandemia

Desde la llegada del Covid a Bolivia, más de 10.000 niños contrajeron coronavirus, siendo Santa Cruz y La Paz los departamentos con más casos reportados. Las edades  de los afectados van desde los meses de vida hasta los 15 años.

De acuerdo con el informe del Sedes Santa Cruz, en 2020 los casos positivos fueron 4.508 y de enero al 31 de mayo registra a 2.551 niños contagiados. El acumulado es de 7.059.

Tan solo en el Hospital del Niño Mario Ortiz, desde la primera ola  atendió 1.364  casos infantiles positivos que fueron diagnosticados y tratados en ese nosocomio. De esa cifra, 162 fueron internados en terapia intensiva y 355 recibieron tratamiento en  sala de infectología.

La sala UTI del Hospital del Niño tiene seis camas con respiradores, de las cuales –hasta el 17 de junio- dos están ocupadas por pacientes menores que reciben oxígeno, según el director de ese nosocomio, Herland Lastra.

“En la sala de infectología, donde se internan los casos que no son graves y no necesitan oxigenación, también tenemos seis camas. Una camita está ocupada y tenemos espacio para cinco. En medicina interna, donde están los pacientes sintomáticos respiratorios de otras patologías que no son covid, tenemos 17 camas y ocho están ocupadas”, precisa Lastra.

La Paz es la segunda región más azotada con casos positivos en niños menores de 15 años. En 2020 registró 300 casos y este año, de enero hasta mediados de junio, 1.191.

En Cochabamba en la primera ola enfermaron con el virus 460 niños y en la segunda y tercera ola 1.020 pequeños se contagiaron. Entre los casos recientes en la Llajta destaca el de 17 menores con discapacidad que dieron positivo a coronavirus. Todos viven en un centro de acogida en el municipio de Colcapirhua dependiente de la gobernación.

“Los menores están estables. Ninguno presentó síntomas”, dijo a los medios la directora del Servicio Departamental de Gestión Social, Mariela Arze.

El Sedes Oruro cuantifica los casos por olas. En la primera se contagiaron 48 menores de 10 años, la segunda 53 y la tercera 111, que hacen un total de 202.

La responsable del área niño niña del Sedes Oruro, Carolina Véliz, precisa que en su región  la primera ola es cuantificada desde marzo hasta el 28 de noviembre de 2020, la segunda desde el 29 de noviembre de 2020 hasta el 10 de marzo de 2021 y la tercera desde el 28 de marzo hasta la fecha. “Es preciso extremar los ciudados”, recomienda.

Noticias Recientes de Bolivia

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2021