Domingo 09 de agosto 2020 Contacto

Muertos colapsan crematorio y funerarias denuncian incumplimiento de los protocolos en La Paz




01/07/2020 - 09:13:04

Opinión.- La Paz enfrenta una situación de alarma ante la falta de crematorios y el incumplimiento de protocolos para el manejo de fallecidos.

La situación es más crítica en la ciudad de El Alto. En el Cementerio General hay “un colapso catastrófico” y tienen cubiertos los espacios hasta dentro de tres días y hay una lista de espera preocupante.

“En la ciudad de El Alto no hay crematorios, hoy estamos rebasando el crematorio del Cementerio General. Tenemos crematorios para hoy, mañana y pasado mañana. Se está bajando los cuerpos de El Alto para cremar en La Paz;  estamos ante un colapso catastrófico”, describe  el presidente de la Asociación de Funerarias, Miguel Ángel Elías, quien anuncia un colapso inminente ante la falta de apoyo de las autoridades, según Urgente.bo.

El lunes se registró la cifra más alta de fallecidos por coronavirus COVID-19 desde que inició la pandemia con 57 muertes y un total de 1.071 decesos.

Desde el 1 de junio rige la cuarentena dinámica en el país. Desde entonces hasta la fecha, la cifra de fallecidos por coronavirus se cuadruplicó de forma alarmante.

El país cerró mayo, cuando todavía estaba vigente la cuarentena rígida, con 313 decesos por la pandemia, sin embargo, tras un mes de la cuarentena dinámica, Bolivia se apresta a concluir junio con más de mil muertes.

La pasada semana en la ciudad de El Alto la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) realizó el levantamiento de 16 cadáveres y 5 en la ciudad de La Paz. Estos datos muestran que el índice de decesos crece de manera alarmante con el pasar de los días.

LA SITUACIÓN

Elías informó que se tiene previsto adquirir dos hornos crematorios y espera que sea muy pronto. Sin embargo, aun existiendo terrenos para su implementación en la urbe alteña, los pobladores se oponen, principalmente en la zona de Santiago Primero en la ciudad de El Alto donde se encuentra el cementerio de Tarapacá, lugar en el cual no se están recibiendo fallecidos hace 7 años.

El representante de las funerarias manifestó que las autoridades abandonaron a su sector y recordó que los cursos brindados en abril por el Servicio Departamental de Salud (SEDES) y la Alcaldía fueron por su iniciativa y actualmente volverán a manifestarse para que los capaciten ante el “colapso catastrófico” según el representante.

“Debería haber una certificación de los cursos brindados y con esta certificación el Ministerio de Salud debería obligar a los hospitales a que tengan una morgue amplia y de ahí recoger a los cadáveres por COVID–19 como dice el protocolo establecido para que se traslade a un horno crematorio o a un cementerio donde se debería de enterrar tres metros bajo tierra”, manifestó.

El precio de los servicios crematorios privados sobrepasan los 4.000 bolivianos y actualmente no existe ni en La Paz ni en El Alto un cementerio para poder enterrar aquellas personas que no tienen el presupuesto para hacer la cremación.

HOSPITALES

Al día de hoy los decesos van en aumento. El dirigente lamentó que las autoridades estén enfocados en temas políticos y no en la salud de la población.

Por otro lado, en los hospitales, según denunció, les obligan a sacar a los cuerpos de los fallecidos por la pandemia vulnerando los protocolos para el entierro de los muertos.

Elías rechazó que autoridades del SEDES no realicen los controles necesarios. Explicó que los que murieron a consecuencia del coronavirus deben ser incinerados o cremados.

“Hay funerarias que usan una camioneta y no cumplen el protocolo que establece que se lo debe llevar de la morgue a un crematorio. Los hospitales nos obligan a sacar los cuerpos y nos dicen que tenemos que tener un depósito, pero no es así”, aseguró.

De acuerdo con el protocolo de manejo de cadáveres por COVID-19 que aprobó el Ministerio de Salud “los  restos humanos, deberán inhumarse, incinerarse o embalsamarse entre las doce y cuarenta y ocho horas siguientes a la muerte, salvo excepciones”. También, el protocolo establece que los prestadores de servicios de salud, personal investigativo y peritos de la Policía Boliviana, además del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) deben hacer el peritaje antes de enterrar o incinerar el cuerpo.

“Lamentablemente no lo hacen, se encargan de entregarnos a nosotros (funerarias) y pare de contar. Nosotros no contamos con un campo para refrigerar cuerpos, no es nuestra obligación”, subrayó.

Noticias Recientes de Sociedad

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2020