PresentaciónTurísmoBlogshoybolivia | FacebookJuegosRSSYoutubeTwitterMóvil
Domingo 29 de enero 2023 Contacto
InicioPortadaDestacadasEspecialesBoliviaTemas
CuriosidadesEspectáculosArte y CulturaHoy EventosMujer

           
Álvaro Riveros Tejada

La Constitución y el Soldado


2022-12-26 - 19:42:41
A raíz de las histriónicas declaraciones del Gral. Juan Zuñiga, Comandante del Ejército, en un acto conmemorativo al aniversario de esa fuerza militar, el citado jefe castrense inició su alocución señalando: “nuestro ejército es forjador de la patria, porque nacimos antes que ella, por eso rendimos hoy un profundo y alto reconocimiento a nuestros héroes de la resistencia contra el colonialismo”, sin haberse percatado que el ejército de Bolivia fue creado institucionalmente, junto a la Declaración de Independencia de nuestra República, el 6 de agosto de 1825, mediante la Asamblea General de Diputados de las Provincias del Alto Perú, y con el nombre de República de Bolívar, más tarde cambiado a República de Bolivia.

En su monserga, el jefe militar accidental se refirió también a que los soldados salen del “vientre” del pueblo, de los sectores sociales, añadiendo que él es hijo de un trabajador minero, un sector combativo que luchó por sus reivindicaciones. Creemos que, con esa afirmación, el oficial supone que esa condición es la única exigencia para triunfar en la vida. Don Simón I. Patiño, uno de los industriales bolivianos más importantes del mundo, nació del vientre del pueblo, y no sólo se ufanó de su humilde estirpe, sino que él mismo fue minero; su vida discurrió sin subsidio del Erario Nacional, sino del trabajo que produjo su propia iniciativa, y no, como es el caso de algunos funcionarios estatales que, con tener sólo la simpatía de los gobernantes de turno, maman toda su vida de las arcas del Estado.

Haciendo alusión al reciente paro de protesta cruceño, el jefe castrense tildó de “vendepatrias, oligarcas, grupos de poder, castas y logias a los sectores que piden federalismo con la intención de dividir a Bolivia”. Amenazando, asimismo, con “neutralizar todo intento de desestabilización de la patria y su democracia”. Hay veces que la ignorancia es atrevida y nos induce a errores difíciles de enmendar. En lo que al federalismo concierne, es bueno recordar al amenazante oficial que, de 193 países independientes en todo el planeta, 24 son federales y curiosamente, los más desarrollados, entre los que podemos citar a: Estados Unidos, Alemania, Canadá, Austria, Brasil, India y otros que estaban en ese camino, pero fueron apestados por la pandemia socio populista, como México, Argentina y Venezuela.

Seguidamente, en un rapto de suprema heroicidad, el miliciano reiteró a su hermano, el señor presidente Luis Arce Catacora, su compromiso constitucional con el pueblo, con la patria y con el gobierno legalmente constituido, reiterando su intención de neutralizar todo intento de desestabilización. Al grito de que esta patria no se toca, afirmó que el Ejército nacional sea siempre una garantía para proteger la unidad de los bolivianos y, sobre todo, una verdadera garantía para precautelar los recursos naturales tan ambicionados (codiciados) por intereses foráneos.

Algo que no ha quedado claro de esta flamígera soflama es, ¿cuál es la patriótica actividad que está llevando el Ejército para evitar los avasallamientos de tierras y propiedades privadas, que no son otra cosa que una invasión interna a la patria? Asimismo, ¿qué medidas se están tomado para “neutralizar” el criminal bloqueo que estamos sufriendo, por parte de los hermanos peruanos que piden el retorno del depuesto Sombrero Luminoso? Estos hechos se dan en la misma frontera que debiera ser el principal lugar de trabajo de nuestro Ejército, tal como está muy bien establecido en el Artículo 244 de la CPE, en lo concerniente a las relaciones que deben existir entre la Constitución y el Soldado.

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2023
Optimizado para Resolución 1024 X 768 Internet Explorer 4.0, Netscape 4.0, Mozilla Firefox 2.0