PresentaciónTurísmoBlogshoybolivia | FacebookJuegosRSSYoutubeTwitterMóvil
Viernes 09 de diciembre 2022 Contacto
InicioPortadaDestacadasEspecialesBoliviaEspectáculosTemas
CuriosidadesEspectáculosArte y CulturaHoy EventosMujer

           
Roberto Méndez

Agresiones a periodistas son el abono del autoritarismo


2022-11-22 - 10:14:53
Mas de 20 hombres y mujeres de la prensa han sido agredidos durante estos 31 días de paro indefinido que se cumplen en Santa Cruz en demanda del Censo 2023 y el espiral de violencia ha ido aumentando contra quienes tenemos como único “delito” mostrar la realidad y llevar esa información a los ciudadanos para que puedan ejercer otros derechos y libertades propios de un sistema democrático.

Por eso cuando se agrede a un periodista se corroe la piedra angular de la democracia, es decir del sistema de administración de gobierno que tiene como requisito esencial a la libertad del soberano, que es el ciudadano, de contar con las herramientas para poder tomar decisiones, según su real entender y los valores que ha ido acumulando.

“La libertad de expresión es la piedra angular de la democracia” corrobora Eduardo Ferrer Mac-Gregor, juez y expresidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, al señalar la importancia del derecho a la libertad de expresión, como “derecho individual; como elemento fundamental, o componente estructural de la democracia; y como medio de la garantía de otros derechos”.

Carlos Ayala Corao, expresidente de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y profesor de Derecho en universidades de EE.UU., Reino Unido y América Latina señala que “es inconcebible una sociedad democrática sin un despliegue vigoroso, dinámico y activo de la libertad de expresión”, que debe fluir por informadores que deben ser respetados en el ejercicio de su profesión, porque no son ciudadanos cualquiera.

Por eso a nivel internacional existen más de 20 fallos de la Corte Interamericana para dar “un tratamiento y una protección especiales” a la libertad de expresión y a los mensajeros que son los periodistas. “No solo por la protección individual de ese derecho, sino también por la protección misma de la democracia”.

En este sentido, el artículo 13 de la Convención Americana tiene, en palabras de Carlos Ayala, una formulación singularmente “firme respecto a la prohibición de la censura previa”, que se puede dar cuando interfieren el trabajo de un comunicador.

Asimismo Mariela Morales, directora para América Latina del Instituto Max Planck de Derecho Público Comparado y Derecho Internacional Público, señala que por esa razón los Estados deben garantizar la libertad de expresión y el papel de los periodistas en el contexto de las dictaduras del pasado y los nuevos autoritarismos.

La jurisprudencia de la Corte Interamericana afirma que sin una libertad de expresión, materializada en todos sus términos, “la democracia se desvanece; el pluralismo y la tolerancia empiezan a quebrantarse” y se abona el terreno para que sistemas autoritarios se arraiguen en la sociedad.

Asimismo la UNESCO, organismo de las Naciones Unidas tiene el mandato de promover “la libre circulación de ideas por medio de la palabra y de la imagen”, por lo que fomenta la creación de medios de comunicación libres, independientes y pluralistas difundidos a través de cualquier plataforma o formato. “El desarrollo de los medios favorece la libertad de expresión y contribuye al fortalecimiento de la paz, el desarrollo sostenible, los derechos humanos y la lucha contra la pobreza”.

En limpio, cuando se ataca a los periodistas, y no porque nos consideremos dioses del Olimpo, intocables o superdotados, si no porque esas arremetidas impiden que la información fluya de emisor a receptor y se ejerza el papel de censura.

En Bolivia, de enero a agosto de 2022, se registraron un total de 107 vulneraciones a la libertad de prensa, en su mayoría agresiones a los periodistas, según datos del Observatorio de Defensoras y Defensores de Derechos de Unitas.

“De las 107 vulneraciones, las agresiones a periodistas fueron la mayoría, es decir 34; las estigmatizaciones a periodistas, 22; impedimentos de acceso a la información, 20; amenazas, 13; criminalizaciones, ocho; censuras, cuatro; ataques a medios de comunicación, cuatro; una violación a la reserva de fuentes de información y una asignación discriminatoria de publicidad oficial”, dice Unitas.

Y volviendo al conflicto por la realización del censo, de las 20 agresiones que han sufrido los periodistas, en un 90% de los casos se ha identificado a grupos de choque del Movimiento al Socialismo y en un 100% los hechos permanecen en la impunidad.

* Presidente de la Asociación de Periodistas de Santa Cruz.

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2022
Optimizado para Resolución 1024 X 768 Internet Explorer 4.0, Netscape 4.0, Mozilla Firefox 2.0