PresentaciónTurísmoBlogshoybolivia | FacebookJuegosRSSYoutubeTwitterMóvil
Viernes 06 de diciembre 2019 Contacto
InicioDestacadasPolíticaEconomíaPaísEspecialesMundoDeportes
CuriosidadesEspectáculosArte y CulturaHoy EventosMujer

           
José Percy Paredes Coimbra

Un año sin Fidel


2017-11-24 - 17:22:28
Este 25 de Noviembre recordaremos el primer año del fallecimiento del Comandante en Jefe, Fidel Alejandro Castro Ruz, a sus 90 años. Este estadista notable, nacido un 13 de Agosto de 1926 en Birán – Cuba, será recordado por siempre como el gran hombre que fue, como el libertador de Cuba, no sólo del gobierno sanguinario y golpista de Fulgencio Batista, sino de la tiranía que ejercía Estados Unidos sobre la isla y sus pobladores.

Fidel, que estudió en una escuelita pública sus primeros años, para luego pasar a estudiar en dos colegios privados: La Salle y Dolores, en Santiago de Cuba. Salió bachiller en letras del colegio Belén, perteneciente a la Compañía de Jesús, en La Habana, mereciendo el siguiente comentario de sus profesores jesuitas:

“Fidel Castro se distinguió siempre en todas las asignaturas relacionadas con las letras (…). Fue un verdadero atleta, ha sabido ganarse la admiración y el cariño de todos. Cursará la carrera de Derecho y no dudamos que llenará con páginas brillantes el libro de su vida. Fidel tiene madera y no faltará el artista.”

Se tituló Doctor en Derecho y Licenciado en Derecho Internacional en 1950. En su etapa de estudiante universitario fue miembro destacado de diversas organizaciones estudiantiles progresistas y anti imperialistas, como profesional, en su bufete, se dedicó a la defensa de personas y sectores humildes.

Cuando aún era universitario, en 1948, vivió sus primeras experiencias en la lucha armada; como líder estudiantil tuvo que viajar a Venezuela, Panamá y Colombia con el objetivo de organizar el primer Congreso Estudiantil Latinoamericano. Estando en Bogotá, se dio una rebelión popular por el asesinato del líder Jorge Eliécer Gaitán, a la cual Fidel se incorporó decididamente.

El 10 de marzo de 1952, Fulgencio Batista da un golpe de estado y Fidel denuncia el carácter ilegitimo de ese gobierno y llama a derrocarlo. En 1953, luego de formar a un nutrido grupo de jóvenes revolucionarios, elige a 160 de ellos y comanda el asalto al cuartel Moncada. En esta acción cae preso Fidel y es condenado a 15 años de prisión. En 1955, por la presión popular, es puesto en libertad y funda ese mismo año el Movimiento 26 de julio. El 17 de enero de 1957, dirigió la primera acción armada contra el ejército de Batista en el cuartel de La Plata y obtuvo su primera victoria. Pasaron 25 meses hasta que la lucha revolucionaria del Movimiento 26 de Julio, bajo el mando directo de Fidel y la presencia valiosa de Camilo Cienfuegos y el Che Guevara obtuviera la victoria.

A pesar de que el gobierno saliente reconociera su derrota el 28 de diciembre de 1958, Estados Unidos no se conformaba con perder terreno frente a los revolucionarios e intentó un golpe de estado. Amaneciendo el 1 de enero de 1959, Fidel y el pueblo cubano se yerguen frente al gigante del norte con una huelga general revolucionaria acatada por todos los trabajadores. Al imperio no le quedó más que recular.

Ese mismo día las columnas revolucionarias entran victoriosas a Santiago de Cuba y, el 08 de enero ingresan a La Habana. Fidel se mantuvo como Comandante en Jefe, dirigió y participó en todas las acciones emprendidas en defensa del país y de la revolución (que no fueron pocas a lo largo de los años); tuvo especial actuación en la derrota de la invasión organizada por la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos, llevada a cabo en Playa Girón, en abril de 1961 y en la llamada “Crisis de los Misiles” de 1962.

Junto al pueblo cubano defendió milímetro a milímetro la revolución y sus conquistas sociales. A pesar de la Guerra Fría, del embargo impuesto por Estados Unidos, de la caída del bloque socialista y de las dos etapas de “período especial”, Fidel supo llevar a Cuba a un sitial internacional que pocos países pueden compartir; así en Cuba no existe el analfabetismo desde los años 80 del siglo pasado, la mortalidad infantil es de 5 niños por cada mil nacidos vivos, el desempleo ronda el 2%, existe un médico por cada 148 personas y la esperanza de vida es de 80 años.

En cuanto a la educación superior, tienen una tasa de 80% de inscritos en universidades; la más alta de América Latina y una de las más altas del mundo. Y como si no fuera suficiente el crecimiento hacia dentro de Cuba, ésta se solidariza con el mundo y “exporta” médicos y medicinas a naciones hermanas necesitadas, acoge con solidaridad a estudiantes de todo el mundo, recibe anualmente a miles de enfermos de todo el mundo conocedores de los avances médicos de la isla, que ven en ella su oportunidad de recuperar una vida digna.

Díganme, qué otro líder mundial hubiera podido mantener las conquistas sociales a las que llegó Cuba soportando la presión inhumana del gigante del norte con un embargo vergonzoso y descarado, con los constantes ataques e intentos de asesinato; quién otro podría hablar por horas de horas y mantener la atención absoluta de quienes lo escuchan por la lucidez y brillantes de sus ideas?

Qué otro líder podría partir con la certeza de haber afianzado sus ideales en lo más profundo de la conciencia de su pueblo?
Sólo nuestro hermano, político brillante y estadista sin par, Fidel Castro!

Puede que no estés físicamente, pero cada vez que hable un patriota, tú estarás hablando. ¿Quién habla de que el Jefe ha muerto?si tú Fidel ¡estás vivo!. Has dado un paso trascendental… has pasado a la inmortalidad.

Y en consecuencia con ese pueblo hermano, permítame nuevamente gritar, Comandante en Jefe: ¡Ordene!
Hasta Siempre Comandante!

Más publicaciones de José Percy Paredes Coimbra

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2019
Optimizado para Resolución 1024 X 768 Internet Explorer 4.0, Netscape 4.0, Mozilla Firefox 2.0