PresentaciónTurísmoBlogshoybolivia | FacebookJuegosRSSYoutubeTwitterMóvil
Miércoles 21 de noviembre 2018 Contacto
InicioDestacadasEspecialesEspectáculosEconomíaPaísMundoDeportesCuriosidades
CuriosidadesEspectáculosArte y CulturaHoy EventosMujer

           
Humberto Vacaflor Ganam

Presidente, se necesita


2018-10-19 - 19:12:20
Si el presidente Evo Morales no tiene tiempo para ocuparse de los temas bolivianos, como se ha visto la semana pasada, quizá sea necesario liberarlo del compromiso, incluso adelantando las elecciones.

El hombre está metido en un embrollo internacional, donde figuran Irán, Rusia, China, lo que queda de Venezuela, y de Nicaragua… y de lo que queda de Bolivia. No tiene tiempo para ocuparse de un país específico, con cocales o sin cocales. Es una especie de vocero de una internacional de la que los bolivianos no tenemos conocimiento que exista, ni que le debamos alguna lealtad.

El texto de su discurso en el Consejo de Seguridad de la ONU podía haber sido suscrito por Bagdad, o escrito en Bagdad, pero no en La Paz. Enfocó un problema entre Estados Unidos e Irán. Nadie lo entendió, ni siquiera Donald Trump, aunque lo peor fue que no lo entendió la delegación boliviana.

Si Irán tiene o no tiene petróleo para vender al mundo no es algo que a los bolivianos nos interese mucho. Al fin y al cabo tenemos suficiente problema con ocuparnos del gas natural que nos queda y para el que no tenemos compradores.

Irán vende petróleo a Japón y, por supuesto, cuida esa relación porque de ella dependen sus ingresos. No se le ocurriría jamás provocar o molestar al Japón.

Los bolivianos en cambio, tenemos dos compradores del poco gas que nos queda: Argentina y Brasil. Pero el presidente Morales ha decidido provocar a los gobiernos de esos dos países como si ignorara la relación que existe, y como si sólo pensara en los intereses de Irán.

Esos dos países vecinos han decidido reducir al mínimo sus compras de gas boliviano pero ni siquiera así han conseguido que el presidente boliviano entienda que debe tener un discurso que refleje los intereses bolivianos.

Tan grande será el compromiso con Irán que el presidente boliviano ha decidido ir a Buenos Aires, negarse a una reunión con Mauricio Macri y propiciar una con la señora Cristina Kirchner. Es decir que quiere provocar.

No es del interés de Bolivia incomodar al gobierno de Argentina, es del interés de Irán, un país que en 1994 lanzó un ataque terrorista a la mutual Amia de Buenos Aires, matando a 86 personas, entre ellas ocho bolivianos.

Aquí hay una confusión. Si el presidente Morales cree que debe representar a Irán está libre de hacerlo. Pero antes de romper su relación con Bolivia.

Vacaflor.obolog.com

Más publicaciones de Humberto Vacaflor Ganam

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2018
Optimizado para Resolución 1024 X 768 Internet Explorer 4.0, Netscape 4.0, Mozilla Firefox 2.0